¿Cuáles son los errores más comunes que comete un aficionado en su paleta?

A lo largo de tanto tiempo enseñando a pintar a quienes se inician en este apasionante mundo de la pintura he podido observar que son comunes una serie de errores que por más que trato de evitar en mis alumnos no hay día que no tenga que corregir porque me da la impresión que no por mucho repetirlo el alumno toma consciencia de lo importante que es tener y saber usar nuestra paleta.

Unos son referidos al propio utensilio y otros a la forma de utilizarlo.

Imagina que quieres hacerte una mesa de madera. Necesitas madera, puntillas, máquina de corte, martillo, tornillos, cola, etc. Esos, serían los utensilios sin los cuales te sería imposible hacerte tu mesa. Luego necesitas saber cómo cortar la madera, cómo encolar las piezas, llevar un orden en el montaje, etc.

Pues bien, cuando nos pongamos a pintar, igualmente debemos disponer de un utensilio (la paleta) donde mezclar o hacer nuestras mezclas de colores y después saber cómo se hace esto de mezclarlos de manera adecuada para que no sea un absoluto caos de mezclas sin sentido que de seguro arruinará nuestro trabajo. En el caso de la mesa, cualquier aprendiz a carpintero comprenderá desde el inicio que es importante contar con los utensilios básicos y necesarios y después saberlos utilizar. ¡Pues NO!, no se lo que pasa en la pintura que esto no es del todo bien entendido, o ni siquiera, se le da importancia. Y la tiene… ¡Vaya que si la tiene!

En este artículo he querido identificar los errores más comunes en la paleta referidos tanto al mismo utensilio como a la forma o manera de utilizarlo. Es posible que te identifiques con alguno de ellos, y si eso es así, procura corregirlo si o si aunque te parezca que eso no va a mejorar tus trabajos. El aprendiz a carpintero de seguro que corregiría su forma de hacer, el pintor novel, normalmente, se resiste a cambiar su forma de pintar. Espero que este no sea tu caso.

Bueno… pues vamos con ello. ¿Cuáles son los errores más comunes en la paleta?:

1.- Utilizar una paleta pequeña o no apropiada para la técnica que utilizamos.

los errores más comunes en la paleta los errores más comunes en la paleta

¡Pero criatura de Dios!, ¿adonde vas con esa paleta?… Cuántas veces no habré tenido que decirle esto a un alumno.

He visto de todo. Desde una paleta de plástico con pocillos para acuarela utilizándola para el óleo; una paleta de madera de 10×10 cm sin barnizar; una paleta de papel utilizándola para la acuarela; y ya el colmo, un trozo de cartón cortado con la forma de una paleta para pintar con óleo.

Por supuesto que cada uno puede utilizar lo que quiera como paleta, ¡pero hombre…! no cualquier cosa es válida para trabajar con unas mínimas condiciones.

El tamaño si importa y es mucho más importante de lo que imaginas. No tanto para la Acuarela pero indudablemente si que para óleo o acrílicos. Te diré porqué.

Lo primero que debemos entender es que nuestro trabajo se desarrolla en “sesiones”. Una sesión se inicia cuando colocamos nuestros colores en la paleta y se termina cuando la limpiamos para la próxima sesión. Es decir, vamos a trabajar en una sesión con unos colores determinados y con ellos iremos haciendo las sucesivas mezclas que creamos necesitamos en nuestra obra. Unas mezclas que, y esto es muy importante, deben distribuirse en el conjunto de la obra y no sólo en un lugar concreto (ya hablaremos de esto en otro artículo porque es de suma importancia).

Pues bien, si tenemos una paleta, digamos, de 20×20 cm, tras colocar nuestros colores, ¿cuántas mezclas distintas podemos hacer de forma simultánea? ¿dos, tres a lo sumo?. ¿Y ahora qué? si necesitamos una cuarta ¿qué hacemos?, pues tenemos que quitar las anteriores para hacer la nueva ¿no?. ¡Madre mía! ¿cómo vamos a conseguir una armonía de color en nuestro cuadro de esta manera?. Te lo digo ya, si ésta es tu forma de trabajar es imposible que tus obras ofrezcan ninguna armonía cromática.

En una misma sesión, de media, ¿cuántas mezclas crees que se pueden hacer?, ¿diez, veinte, treinta o más de cincuenta? Pues ya sabes… Claro que el tamaño es importante si tenemos que ir obteniendo unas tonalidades de otras sin perder ninguna de ellas en una misma sesión. (Como digo, ya veremos en otro artículo el porqué hay que trabajar así).

El material también es de suma importancia así como el diseño (forma) si queremos trabajar con las debidas condiciones. Bueno… lo del diseño y forma sólo para la acuarela y no mucho si me apuras.

Como quiera que en el mercado existe un sinfín de ofertas de paletas de todos los tamaños, colores, materiales y formas, creo que es mejor que os deje los requisitos mínimos que deben tener, según técnica, para no equivocaros cuando tengáis que compraros o haceros una “paleta en condiciones”.

Para óleo:

  • Tamaño: Mínimo que aconsejo 45 x 35 cm
  • Material: Cualquiera que no sea absorbente y liso. Madera, cristal, metacrilato (polimetacrilato de metilo), plástico, cerámica, etc. Ojo con las paletas de madera que suelen venderse muy económicas porque ni vienen barnizadas y por tanto absorberán el aglutinante (aceite) de nuestros óleos.
  • Mi recomendación: Por su facilidad de limpieza y durabilidad, sin duda, las de metacrilato.

los errores mas comunes en la paleta

Para la acuarela:

  • Tamaño: No es tan importante. Las hay perfectamente idóneas en tamaños pequeños o más grandes.
  • Material: Las suelen vender de plástico o metálicas esmaltadas. Pero también bien pudiera valer un plato de cerámica, unos cuencos de cerámica, unas tapaderas o cualquier cosa donde poder verter agua y a la vez poder controlarla haciendo las mezclas de colores. Eso sí, de fondo blanco para ver la tonalidad de las mezclas antes de llevarlas al papel.
  • Forma o diseño: Lo normal es que en nuestra paleta podamos colocar nuestros colores por separado sin que se mezclen y uno o dos espacios adyacentes para realizar las mezclas.
  • Mi recomendación: Paletas de metal esmaltado con espacios individuales para los colores y al menos dos independientes para las mezclas.

los errores mas comunes en la paleta

2.- No poner todos los colores al comienzo de cada sesión.

los errores mas comunes en la paleta

¡Madre mía! , qué despropósito.

¿Pero qué haces?… ¿Que vas a pintar solo con el blanco y el azul? … ¡pues el cielo! me dice un alumno. ¿Y los otros colores de tu paleta?, le pregunto. Pero es solo voy a pintar el cielo, me responde. Pues No. Aunque vayas a pintar solo el cielo, haz el favor de poner todos los colores de tu paleta aunque no los utilices, les digo una y otra vez.

Este error es más común de lo que piensas. El aficionado simplifica siempre la situación, o trata de simplificar el ya de por si problema de pintar. ¿Qué voy a pintar? ¿el cielo? pues nada blanco y azul que son los que voy a necesitar. ¡QUÉ HORROR!

Quien hace esto, sin planteárselo, está renunciando a los matices, a las variaciones del color que incuestionablemente nos ofrece la naturaleza y que debemos plasmar en toda obra pictórica para que tenga un mínimo de calidad. Quien hace esto desconoce las propias cualidades del color, es decir, no sabe que un mismo color puede ser más oscuro o más claro, más cálido o más frío, más luminoso o más quebrado. El que hace esto sólo valora, si acaso, que puede ser más claro o más oscuro.

Pero hombre… ¿no ves que por aquí el cielo es más cálido y por aquí es más oscuro y quebrado?. Si, me responde. Pues entonces… ¿cómo vas a conseguir esos otros tonos si no tienes el complementario y algún tono cálido en la paleta?. ¡Lleva usted razón! terminan por aceptar.

Solamente te diré que nunca verás a un profesional que no coloque en su paleta al iniciar su trabajo todos los colores que componen “SU PALETA”, y cuando digo todos digo “TODOS”.

Solo tengo una explicación para que tú también lo hagas así. SI NO LOS TIENES, NO SE TE OCURRIRAN NI CONSEGUIRÁS VARIACIONES NATURALES QUE SEGURO TENDRÁS EN EL MOTIVO DE ESE MISMO COLOR.

En serio… cuando inicies una sesión pon en tu paleta SIEMPRE, todos los colores con los que siempre trabajas. Aunque no los utilices, tenlos SIEMPRE A MANO.

3.- Poner poca cantidad de pintura en la paleta.

los errores mas comunes en la paleta

Cuando veo esto en un alumno siempre le digo ¡echa pintura hombre, que si no vale el cuadro por artístico que al menos valga por la pintura que lleva!.

Bromas aparte, el empaste conforme vamos concluyendo un cuadro es de vital importancia para los tonos claros que suelen cubrir menos que los oscuros. Es que si echo más y luego no los utilizo se me secan – me dicen algunos. Entonces no te quejes cuando consigas un color y no te llegue para la superficie que necesitas o para derivar de esa mezcla otros tonos. Que las pinturas no son especialmente baratas, lo sabemos, pero en esto no puedes escatimar si quieres trabajar en optimas condiciones.

Los profesionales solemos ser bastante generosos poniendo pigmentos en la paleta porque sabemos que aunque estemos días sin pintar, el óleo se seca exteriormente pero en su interior sigue fresco y utilizable durante muchos días.

Pero si este no es tu caso, hay un recurso muy válido que son esos “pastilleros” que venden muy económicos para que cuando termines de pintar recojas el sobrante de pintura y los pongas en ellos con cierre hermético que evitará que se te sequen.

los errores mas comunes en la paleta

Debes saber, y con esto concluyo, que en óleo se pinta de oscuro a claro y de menos a más empaste.

4.- Usar colores distintos para cada obra:

¡Este si que es un error de base!.

En otro artículo ya decíamos que cada pintor debe tener una gama o conjunto de colores con los que debe habituarse a pintar cualquier motivo por lo que no vamos a insistir en los razonamientos que aconsejaban esto. Pero lo que si quisiera que tuvieras en cuenta cuando te pongas a pintar es que pintar no consiste en ver un color en el motivo y buscar de entre los que tenemos en el estuche el que más se asemeje, no, eso no es pintar, eso a lo sumo lo llamo yo colorear. Pintar es dominar el color como bien dejo explicado en mi libro.

Si acaso tómate muy en serio estos pocos consejos que de seguro te ayudarán a pintar como es debido.

  • No pienses que por cambiar el motivo los colores que debes utilizar son distintos.
  • No creas que por utilizar colores más parecidos al motivo vas a conseguir plasmarlo en tu lienzo con mayor precisión.
  • Piensa que lo importante en pintura es pintar con una determinada gama cromática y no con muchos colores, como tocando la guitarra es fundamental usar los acordes y no necesariamente hacer sonar muchas cuerdas.
  • Con sólo el amarillo, ocre amarillo, verde esmeralda, azul prusia, azul cobalto, azul ultramar, carmín, bermellón, naranja, blanco y tierra de sombra tostada podemos pintar cualquier cuadro y cualquier motivo. Acostúmbrate a utilizar solo estos y ninguno más hasta que no los domines por completo.
  • Si no lo sabes, todos los profesionales siempre utilizamos los mismos colores pintemos lo que pintemos.
  • Lo importante no es tener más colores, sino dominar las mezclas y la obtención del color.

Y por último es más garrafal de los errores.

5.- Terminar una sesión con la paleta como un traje de gitana de lunares:

los errores mas comunes en la paleta

Si reconoces esta paleta como algo parecido a lo que te pasa a ti cuando terminas de pintar TIENES UN PROBLEMA.

En otro artículo, como dije anteriormente, trataremos el tema de cómo hay que hacer las mezclas de color en la paleta, un tema que es mucho más importante que lo que parece pues de ello depende la armonización del color en nuestras obras.

Aquí solo voy a definir el problema e insinuar la única solución posible.

Te habrá resultado, al menos, curiosa la definición que he puesto a este error, muy usual en la paleta de un aficionado a la pintura, pero es que no lo puedo expresar mejor porque literalmente es lo que parece una paleta donde se ha hecho cada mezcla de color por separado y de forma individual sin derivarlas unas de otras, o lo que es lo mismo sin procurar la debida interrelación entre ellas.

Normalmente ocurre esto cuando nos ponemos a pintar “a trozos” como digo yo, es decir, nos fijamos en algo concreto del motivo y nos ponemos a pintarlo queriéndolo terminar de forma definitiva y sin deparar en el resto de la obra. De esta forma, vamos haciendo una mezcla para cada tono que vemos en ese detalle sin quererlos mezclar porque así lo vemos en el motivo.

El problema en este caso no está pues en cómo mezclas los colores en la paleta, el problema es que no terminas de comprender o aprender cómo se resuelve un cuadro de manera conjunta y progresiva.

También puede deberse esto a que no domines las mezclas de color, y como queriéndote asegurar el resultado, vas haciendo cada mezcla por separado porque así te resulta mucho más fácil de ver.

Para evitar esto, sólo se me ocurre una solución. “Aprende a mezclar los colores derivando unos de otros”. ¡Ya se que no es fácil!, pero tienes que logarlo porque ya te digo que es VITAL para mejorar tu pintura.

A falta de ese otro artículo donde hablaremos de esto en profundidad, quédate por ahora con esto.

  • De una mezcla inicial se deben derivar dos líneas de mezclas, una de tonos cálidos y otra de tonos fríos.
  • Y todos los tonos se van obteniendo de otros anteriores.

Con esto dejamos el tema de los errores más comunes en la paleta. Pero antes de concluir permíteme que te enseñe una paleta típica de un profesional.

los errores mas comunes en la paleta

¿Ves?… Paleta grande, con todos los colores que siempre utiliza el pintor en cantidad generosa, y dos líneas de mezclas… una de tonos cálidos y otra de tonos fríos.

Este debe ser tu objetivo y la apariencia que debe tener tu paleta cuando hayas terminado una sesión de trabajo.

Espero que te haya sido útil este artículo y si te gustó, comparte o deja tu comentario. Ya sabes que esa es la vida de un Blog. Y si has leído mi libro y quieres ayudar a tus compañeros, déjales tu opinión con un comentario. Seguro que ellos tambien te lo agradecerán. Un cordial saludo.

Hangel Montero

¿Quieres saber cuándo publico algo nuevo?

Suscríbete y recibe en tu correo todos los nuevos artículos que vaya publicando, así no tendrás que estar pendiente de si hay o no novedad en el blog. Con ello, además, tendrás en ocasiones posibilidad de acceder a determinados contenidos que solo iré publicando para los que os suscribais. Un saludo